Trudon

Tadine

€80
Formato:
Cantidad:

Edouard Foxhall du Camden descubrió el sándalo en la Isla de los Pinos, en Nueva Caledonia, en 1840. Desconocida en Europa antes de que acabara el siglo XIX, esta noble madera especiada poseía un noble pedigrí, ya fuera como refinada untura para el cuerpo o el cabello o como conjuro para la ansiedad mezclado con inciensos asiáticos. Una fragancia que apacigua y a la vez invita a soñar.

Te gustará si... sientes, que de vez en cuando, necesitas un momento de relax en tu día.


Notas de cabeza: Cardamomo
Notas de corazón: Aceite Esencial De Sándalo
Notas de fondo: Madera De Gaïac

  • Nunca dejes una vela encendida sin vigilancia y no la quemes durante más de 2 horas seguidas.
  • Mantén encendida hasta que se licue toda la superficie y espera que se solidifique antes de volver a encenderla.
  • Para evitar el humo negro mantén la mecha cortada a 6 milímetros en todo momento. La mecha se puede colocar suavemente mientras la cera aún está fundida.
  • Siempre protejas la superficie sobre la que descansa la vela.
  • Una vez que solo queden 6 milímetros de cera, apaga la vela y deja que se enfríe completamente antes de desecharla de manera segura.

Otros clientes también vieron

VISTO RECIENTEMENTE